Me llamo Rosa, vivo en Barcelona y la cocina es una de mis pasiones junto con el diseño
y hacer Tags
(firmas… puedes visitar si quieres mi otro Blog de diseño de Tags, aqui: http://rosatags.blogspot.com.es/.)

No pretendo enseñar ni dar clases de cocina a nadie pues no soy ninguna Chef, tan sólo quiero compartir
mis recetas, lo que yo cocino, ya sean recetas de familia
como recetas de la web que he hecho y me gustan,
también publicaré información
y noticias sobre el mundo de la cocina, alimentación… etc… que me
parezcan
interesantes de otras webs para compartirlas aquí con vosotros.
Espero que me acompañéis en este mi nuevo Blog y que os guste lo que publique, si me seguís…. gracias por hacerlo!

domingo, 22 de octubre de 2017

POLLO A LA SIDRA.

Buenos días y feliz domingo a tod@s!

hoy traigo al blog una receta de pollo, carne que gusta a todo el
mundo (o casi), muy vérsatil en la cocina pues se puede preparar
en cientos de recetas y de una manera o de otra siempre está 
delicioso.

La receta de hoy es un POLLO A LA SIDRA, queda con un sabor
delicioso, sólo hay que tener cuidado con la cantidad de sidra que
se le pone ya que como la sidra es bastante dulce se corre el riesgo
de que nos quede el pollo dulce, pero si se respeta la cantidad de sidra
rebajada con la cantidad de agua que lleva la receta,
nos quedará perfecta.

Fácil de hacer, en poco tiempo y deliciosa, no se puede pedir más.
Antes de ir con los ingredientes y la preparación, como siempre
un recordatorio, en este caso de recetas con pollo que ya podéis 
encontrar en el blog:

INGREDIENTES:
  • Pollo, yo he utilizado 4 muslos y 4 contramuslos.
  • Medio litro de sidra.
  • 1/4 de litro de agua para rebajar la sidra.
  • 1 cebolla grande.
  • 2 tomates o tomate rallado casero como en mi caso.
  •  2 zanahorias grandes.
  • 1 bandeja de champiñones, en mi caso Portobello.
  • 100 gramos de harina.
  • 2 hojas de laurel.
  • Sal.
  • Pimienta negra molida al momento.
  • Aceite de oliva virgen extra.

PREPARACIÓN:
1.
Lavamos el pollo, lo escurrimos y lo salpimentamos. Lo enharinamos,
y lo freimos a fuego medio en una cacerola con aceite de oliva virgen.
Sacamos el pollo y lo reservamos.
2. 
Pelamos la cebolla, la cortamos a trocitos pequeños y en el mismo aceite
de freir el pollo la doramos.
3.
Pelamos las zanahorias, las cortamos en rodajas no muy anchas y las
añadimos a la cacerola junto con la cebolla, lo sofreimos junto un par
de minutos.
4.
Añadiremos los champiñones previamente lavados y cortados, y lo 
dejamos 5 minutos más para que los champiñones suelten su agua, 
removemos de vez en cuando.
5.
Es el momento de añadir el tomate rallado sin piel, mezclamos bien,
salpimentamos a nuestro gusto, añadimos las dos hojas de laurel y 
dejamos a fuego lento hasta que el tomate pierda su agua y reduzca,
más o menos unos 15 minutos removiendo de vez en cuando.
6.
Cuando esté listo el sofrito añadiremos a la cacerola el pollo y lo cubrimos
con la sidra y con el agua, y con el fuego a bajo/medio y con  la tapa casi
tapado lo dejaremos hasta que el pollo esté tieno, en mi caso han sido 
sólo 45 minutos pues era pollo de corral y era muy tierno.
7. 
Si vemos que ha quedado muy caldoso porque ha necesitado poco tiempo
de cocción como en mi caso, lo dejaremos 10 minutos más con la cacerola
destapada para que evapore liquido, tiene que quedar una salsita espesa,
el espesor se lo va a dar la harina con la que hemos rebozado el pollo
antes de freírlo.
8.
Delicioso! para servir podéis freir unas patatas fritas aparte y añadírselas
a la cacerola, las patatas cogerán el sabor de la salsa y el pollo.


Hasta la próxima!
Firma

martes, 17 de octubre de 2017

SOJA VERDE GUISADA CON VERDURAS.

Buenas tardes a tod@s!

hoy traigo al blog un plato de legumbres, de una legumbre no muy
conocida llamada SOJA VERDE, es la legumbre más rica en proteínas,
es por ello muy conocida y muy utilizada (en este caso si es conocida) 
en las personas que llevan una dieta vegetariana, ya que suelen utilizar
esta legumbre como sustituto de la carne por la cantidad de proteína
que tiene, incluso en tiendas de dietética (lo sé porque estuve trabajando
6 años en una de ellas), se vende la SOJA TEXTURIZADA conocida
 también como la carne picada vegetal ya que con ella se pueden hacer
hamburguesas y albóndigas vegetarianas.

No es mi caso, yo no soy vegetariana pero creo que cualquier nueva
información sobre alimentos siempre va bien saberlo, es por ello que 
os dejo esta información al respecto. Además, si clicáis en las palabras
en mayúsculas y en rojo, podréis leer más información al respecto.

La receta de hoy va sin carne porque hoy no le he puesto carne, pero
al contrario que los vegetarianos que la cocinan sin carne yo muchas 
veces le pongo costilla de cerdo a trocitos o salchichas también cortada
a trocitos, incluso si queréis le podéis poner chorizo como hacemos con
las lentejas, a vuestro gusto.

Aquí os dejo una foto de la soja verde para que la véais bien:


La de la derecha como podéis ver es la soja verde que vamos a utilizar en 
esta receta y la de la izquierda es la SOJA BLANCA de la cual a partir de 
ella se obtiene la  SOJA TEXTURIZADA y también la leche de soja, la 
soja verde es la que se utiliza para hacer la soja germinada. 

Hace unos años era más difícil de encontrar, sólo se vendía en tiendas
de dietética, ahora ya la podemos encontrar en muchos supermercados,
la de la receta de hoy la compré en Mercadona.

Seamos vegetarianos o no, es una legumbre más, que considero que debemos
incorporar en nuestra alimentación por sus cualidades nutritivas.

Y después de toda esta información, vamos ya con la receta.

INGREDIENTES:
  • 250 gramos de soja verde.
  • 250 gramos de setas a vuestra elección, o incluso champiñones.
  • 3 patatas.
  • 1 pimiento rojo.
  • 1 pimiento verde.
  • 3 zanahorias.
  • 1 puerro.
  • 2 ramas de apio.
  • 3 tomates para cocinar.
  • 1 cebolla.
  • 2 dientes de ajo.
  • 2 hojas de laurel.
  • 1 cucharadita de Pimentón dulce de la Vera.
  • 1 cucharadita de comino molido.
  • 1 litro de caldo vegetal.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.
  • Pimienta negra recién molida.

PREPARACIÓN:
1.
La noche anterior a cocinarlas dejaremos en remojo con agua mineral
la soja verde durante toda la noche (con 8 horas es suficiente).
2.
Al día siguiente, colamos la soja verde y la reservamos.
3.
En una cacerola ponemos aceite de oliva virgen extra y después de pelar
y cortar pequeñitos los ajos y la cebolla, los ponemos a dorar en el aceite.
4.
El puerro y el apio lo lavamos bien y los cortamos a rodajitas, cuando la 
cebolla la veamos transparente los añadimos a la cacerola y dejamos 
pochar a fuego bajo.
5.
Los pimientos los lavamos y cortamos a cuadraditos y la zanahoria la 
pelamos y cortamos a rodajas, cuando lo tengamos todo cortado lo 
añadimos al guiso, mezclamos todo bien y que se siga haciendo a
fuego bajo.
6.
Salpimentamos a nuestro gusto y añadimos también las cucharaditas de
pimentón y comino removiendo bien para que se integren los condimentos
por todos los ingredientes.
7.
Pelamos las patatas y las cortamos a cuadraditos, las setas o champiñones los
lavamos bien y cortamos por la mitad, y añadimos patatas y setas al guiso 
junto con la soja verde reservada y el litro de caldo, mezclamos bien todos
los ingredientes, llevamos a ebullición a fuego alto y cuando empiece a 
hervir bajamos el fuego a bajo/medio y dejamos que cueza todo junto. 
8.
Estará listo cuando las patatas y la soja las veamos tiernas. Habiéndolas
dejado en remojo lo normal es que con 30 minutos sea suficiente, como 
siempre en estos casos con las legumbres, el tiempo de cocción dependerá
de la calidad de la legumbre.
9.
Servir calentitas y recién hechas, si no las habéis probado nunca os aconsejo
que lo hagáis y se convertirá en una legumbre más en vuestras cocinas.
Deliciosas!


Hasta la próxima!
Firma
  

viernes, 13 de octubre de 2017

CALABACINES GRATINADOS.

Buenas tardes!

después de la receta del FRICASÉ DE POLLO algo más elaborada,
que no dificil, hoy una receta rápida, fácil de hacer y deliciosa! 

Unos calabacines gratinados con tomate y atún que están buenísimos,
y tan fácil como ir poniendo en una bandeja de horno los ingredientes,
un golpe de horno y listo!

Os dejo antes como siempre mi recordatorio, en este caso de otras
recetas que ya podéis encontrar en el blog con calabacín, son estas.


Y ahora como siempre, vamos con los ingredientes y la preparación!

INGREDIENTES:
  • 3 calabacines.
  • 3 latas de atún en aceite escurrido.
  • Tomate frito casero, no de bote.
  • Queso rallado para gratinar.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Ajo en polvo.
  • Orégano.
  • Pimienta negra recién molida.
  • Sal.

PREPARACIÓN:

1.
Lo primero de todo en estos casos encender el horno para que se vaya 
calentando, para esta receta a 190º.
2.
En un bol mezclamos el tomate frito con el atún en aceite escurrido y 
orégano a nuestro gusto, yo le pongo bastante porque me gusta que se note.
3.
Pelamos los calabacines, los cortamos a rodajas que no sean muy gruesas
y los colocamos en una bandeja para horno previamente engrasada con aceite.
Los sazonamos con sal, pimienta y ajo en polvo.
4.
Encima de esta capa de calabacines ponemos nuestro preparado de atún con
tomate cubriendo bien todos los calabacines.
5.
Encima de la capa de tomate y atún ponemos otra capa de calabacines, 
los sazonamos también con sal, pimienta y ajo en polvo.
6.
Tapamos la fuente con papel de aluminio y metemos al horno de 30 a 35
minutos, hasta que los calabacines se hayan hecho.
7.
Sacamos la fuente del horno, retiramos el papel de aluminio, lo cubrimos 
todo con una capa abundante de queso rallado y espolvoreamos por encima 
del queso con orégano.
8.
Volvemos a meter al horno hasta que veamos que el queso está ya bien 
gratinado. Deliciosos!!!


La verdad es que la foto no le hace justicia al plato, el resultado es espectacular!

Hasta la próxima!

Firma
 

sábado, 7 de octubre de 2017

FRICASÉ DE POLLO.

Buenos días y feliz sábado!

hoy una receta algo más elaborada, no es que sea dificil porque
su grado de dificultad es fácil pero si que tiene varias elaboraciones
y hay que estar pendiente de ella, una de esas recetas que se necesita
tiempo para dedicarle, pero el resultado bien merece la pena, es uno 
de los platos de pollo más deliciosos que he probado, si lo hacéis
estoy segura que compartiréis mi opinión.

Es un plato de la cocina francesa, el FRICASÉ DE POLLO,
además con la salsa que me sobra (ya que cuando se acaba
el pollo todavía queda salsa), hago siempre pasta con esta salsa,
MACARRONES O SPAGHETTI A LA FRICASÉ, espectaculares
como el plato de pollo!, con una receta, dos platos!

Un recordatorio de los platos de POLLO que podéis encontrar ya
en el blog y vamos con la receta:


Vamos ya con la receta!

INGREDIENTES:

Para los champiñones escaldados:

  • 300 gramos o una bandeja de champiñones.
  • El zumo de medio limón.
  • 1 cucharada de mantequilla.
  • 1 vaso de agua.
  • Sal a nuestro gusto.

Para las cebollitas glaseadas:

  • Medio kilo de cebollitas pequeñas.
  • 250 cc. de caldo de pollo.
  • 2 cucharadas de mantequilla.
  • 1 atadillo de hierbas.
  • Perejil fresco.
  • Sal y pimienta negra a nuestro gusto.

Para el resto de la receta:

  • 1 pollo entero de corral troceado.
  • 750 cc. de caldo de pollo.
  • 125 cc. de vermout blanco.
  • 1 cebolla grande.
  • 4 zanahorias.
  • 3 ramas de apio.
  • 4 cucharadas de mantequilla.
  • 3 cucharadas de harina.
  • 1 atadillo de hierbas.
  • Perejil fresco.
  • 2 yemas de huevo.
  • 200 cc. de nata líquida para cocinar.
  • El zumo de medio limón.
  • Nuez moscada.
  • Sal y pimienta negra a nuestro gusto.

PREPARACIÓN:

Los champiñones escaldados:
1.
Lavamos los champiñones, los cortamos a cuartos y los ponemos en un cazo 
junto con el agua, el zumo del medio limón, la mantequilla y la sal.
2.
Los tapamos y los dejamos cocer a fuego medio durante unos 5 minutos 
removiendo de vez en cuando. Pasados los 5 minutos los colamos y 
reservamos por un lado los champiñones y por el otro el agua de la cocción.

Las cebollitas glaseadas:
1.
En una sartén grande para que las cebollitas puedan estar en una sola capa,
ponemos las cebollitas peladas y enteras, el caldo de pollo, la mantequilla,
el atadillo de hierbas y perejil picado.
2.
Tapamos y dejamos a fuego muy bajo durante unos 45 minutos, removiendo
de vez en cuando. No se tiene que dorar, tienen que quedar muy tiernas sin
que se deshagan. Hay que vigilar que no se queden sin líquido, en caso de 
que sea así le añadimos un poco más de caldo.
3.
Pasados los 45 minutos, retiramos el atadillo de hierbas y las reservamos
junto con la salsita que nos haya quedado.

El resto de la receta:
1.
Pelamos la cebolla y la cortamos a rodajas, hacemos lo mismo con la
zanahoria y el apio también lo cortamos a rodajas, cuanto más finas mejor.
2.
En una cazuela ponemos el resto de la mantequilla y cuando se derrita 
añadimos la cebolla, la zanahoria y el apio y rehogamos a fuego bajo
hasta que lo veamos que está tierno pero sin que llegue a dorarse.
3.
Añadimos el pollo y lo vamos removiendo para que se haga por todos
lados hasta que lo veamos un poco doradito.
4.
Tapamos la cazuela y con el fuego al mínimo lo dejamos unos 10 minutos
dándole la vuelta de vez en cuando y vigilando que no se nos queme.
5.
Salpimentamos a nuestro gusto y añadimos la harina dándole vueltas 
para que la harina se integre y se vaya cocinando. Volvemos a tapar la
cazuela y lo dejaremos unos 4 minutos más a fuego bajo removiendo
de vez en cuando y vigilando que no se nos queme.
6.
Añadimos el caldo que ya habremos hervido previamente y perejil picado,
removemos bien para que la harina se integre bien en el caldo y nos ligue.
7.
Añadimos el vermout y el atadillo de hierbas, el pollo nos tiene que quedar
completamente cubierto, si no fuera así añadir más caldo hasta cubrir.
Probamos de sal y rectificamos en caso de que sea necesario.
8.
Tapamos la cazuela y a fuego muy bajo dejamos que se cocine unos 30 
minutos. Los muslos de pollo tienen que quedar tiernos y la salsita con 
un color amarillo claro.
9.
Pasada la media hora añadimos a la cazuela los champiñones y su caldo 
de cocerlos, y las cebollitas con su salsa, removemos bien para que se
mezclen todos los ingredientes y dejamos a fuego bajo sin tapar.
10.
En el vaso de la batidora ponemos las yemas de huevo junto con la nata
y lo batimos todo bien con las varillas. Lo vamos añadiendo a la cazuela
poco a poco mientras vamos removiendo para que se nos vaya integrando
bien, cuando hierva dejamos 1 minuto más sin dejar de remover y retiramos
del fuego.
11.
Fuera ya del fuego le añadimos el zumo de medio limón y nuez moscada 
a nuestro gusto, removemos todo bien para que integren los nuevos 
ingredientes y listo!
12.
Servir acompañado de unas patatas (fritas aparte) o de un arroz hervido.
Simplemente espectacular!!


Y aquí el segundo plato (de aprovechamiemto) con la salsa que sobra,
unos SPAGHETTI A LA FRICASÉ, nunca había probado una salsa
tan deliciosa en una pasta!


Hasta la próxima!
Firma

lunes, 2 de octubre de 2017

CHAMPIÑONES A LA CERVEZA.

Buenos días!

hoy una receta de esas sencillitas que se hacen en poco tiempo y
sin complicaciones, que sirve de guarnición para cualquier plato
de carne o pescado, unos CHAMPIÑONES A LA CERVEZA.

Cuando me gusta un producto, como en este caso los champiñones, 
intento cocinarlo de maneras diferentes a pesar de que me encanten
los clásicos champiñones al ajillo o al vino, es bueno variar en la
cocina y hacer platos diferentes con un mismo producto.

Si queréis mirar más recetas de CHAMPIÑONES, para facilitaros
la tarea, como siempre, aquí os dejo un listado de las que hasta el
momento hay en el blog:


 a cual más deliciosa!, me encantan los champiñones, y todas las setas!

Vamos ya con la receta.

INGREDIENTES:
  • 500 gramos de champiñones o dos bandejas.
  • 1 lata o una botella de 330 ml. de cerveza.
  • 1 cebolla.
  • 2 dientes de ajo.
  • 1 cucharada de harina de maiz o Maizena.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal. 
  • Pimienta negra.
  • Perejil, preferentemente fresco, si no, seco.

PREPARACIÓN:

1.
Pelamos y cortamos los ajos y la cebolla pequeñitos y los ponemos a dorar
en una cazuela con aceite de oliva hasta que veamos que están hechos.
2.
Lavamos bien los champiñones y los cortamos a nuestro gusto, o bien 
fileteados o a cuartos, y los añadimos a la cazuela cuando veamos dorados
el ajo y la cebolla, los dejaremos que se salteen durante 5 minutos para 
que suelten el agua.
3.
Incorporamos la harina y removemos bien para que se integre sin grumos 
en la cazuela y cuando esté integrada añadimos la cerveza.
4.
Salpimentamos a nuestro gusto, añadimos el perejil picado y lo dejaremos
a fuego bajo hasta que se haya evaporado la cerveza y la salsa se haya espesado.
Servimos para acompañar cualquier plato de pescado o carne, riquísimos!


Hasta la próxima!
Firma

miércoles, 27 de septiembre de 2017

ACELGAS A LA EXTREMEÑA.

Buenas tardes!

hoy un plato de verdura, concretamente de acelgas, una manera
diferente de comer acelgas, a mi me gustan las verduras de cualquier
manera, aunque sea hervida con patatas, pero para quién no les gusta
la verdura o no mucho, es una manera diferente y deliciosa de comerla.

Os dejo el enlace a la otra receta con acelgas que hasta el momento
hay en el blog, las ACELGAS GUISADAS, otra manera también deliciosa
de comer acelgas.

Y por último ya, un enlace a todas las recetas de VERDURAS que ya hay
en el blog, son ya 24 recetas, para verlas todas ya sabéis, y para las que 
no lo sepan, al llegar al final de la página clicáis abajo a la derecha donde
pone ENTRADAS ANTIGUAS y os llevará al resto de las recetas de
VERDURAS, para verlas clic en la palabra VERDURAS

Y ahora como siempre vamos ya con la receta!

INGREDIENTES:
  • 2 manojos de acelgas frescas.
  • 3 patatas grandes.
  • 4 huevos.
  • 1 cebolla.
  • 3 dientes de ajo.
  • 1 cucharadita de pimentón dulce de la Vera.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.


PREPARACIÓN:

1.
Cortamos las acelgas, las lavamos y las ponemos a hervir durante 20 minutos.
Colamos y reservamos. Yo ya las tenía hervidas y congeladas, cuando me traen
mi cesta de verduras ecológicas las hiervo y congelo todas para tener siempre 
en el congelador.
2.
En una sartén amplia pondremos en aceite de oliva virgen y los ajos pelados y 
cortados a rodajas, cuando estén dorados los sacamos y reservamos.
3.
En ese mismo aceite pondremos la cebolla pelada y cortada a cuadraditos, 
y las patatas peladas y cortadas a rodajas no muy grandes. Dejaremos que 
se vaya haciendo todo junto a fuego bajo/medio hasta que veamos las 
patatas tiernas.
4.
Cuando las patatas estén hechas añadiremos las acelgas, los ajos reservados
y la cucharadita de pimentón dulce bien disuelta en medio vasito de agua.
Mezclamos todo muy bien para que se mezclen los ingredientes y rehogamos
todo junto un par de minutos más.
5.
Y para el último paso tenéis dos opciones, hacerlas como la receta original
de las acelgas extremeñas que es poner todo en una fuente de horno, echarle 
los huevos batidos por encima y gratinar en el horno hasta que los huevos 
estén cuajados, o de otro modo sería en la misma sartén echarle los huevos
batidos y cuajarlos en la sartén como si fuera un revuelto. Está buenísimo
de las dos maneras, yo lo hago unas veces de una manera y otras veces de
la otra. Hoy ha tocado revueltos en la sartén. Una delicia de plato de acelgas
de las dos maneras!


 Hasta la próxima!

Firma

domingo, 24 de septiembre de 2017

BACALAO CON MUSELINA DE AJO.

Buenos días y feliz domingo!

después de las vacaciones de verano, para quién pueda disfrutar
de ellas, en las que muchos blogs de cocina e igualmente la
mayoría de los retos están de vacaciones, volvemos a la normalidad
en lo que a cuestión de retos de cocina se refiere. 

Y en esta nueva temporada del reto ASALTABLOGS, la 5ª ya,
me estreno como una de las participantes.

El reto consiste en que cada mes y mediante sorteo uno de los 
blogs de todas las participantes será el "asaltado" del mes, y el
resto de las participantes tenemos que ir a su blog a "robarle" una
de sus recetas, y por consiguiente hacerla y publicarla en el nuestro,
o lo que es lo mismo nos convertimos en "ladronas" de recetas, de
ahí el nombre del reto.

Y este mes le ha tocado ser asaltada a Laura Cardós, cuyo blog es
LA COCINA DE LAURITELES, he de reconocer que no la conocía
ni a ella ni al blog pero que cuando me he pasado por su blog para 
robarle la receta que iba a hacer me ha costado decidirme por una,
y eso es bueno pues quiere decir que me han gustado varias.

Finalmente me he decantado por robarle y hacer su receta de
BACALAO CON MUSELINA DE AJO, que ayer hice y comimos
y que nos ha encantado en casa.

Una receta fácil de hacer y con un resultado espectacular, me ha 
encantado como queda la muselina después de gratinarla y el sabor 
que le ha dado al bacalao y a todo el plato, la "cama" de patatas y
cebolla que lleva debajo el bacalao está riquísima, un plato que no 
había hecho nunca pero que sin duda se ha convertido ya en uno de
mis platos habituales, pues pienso repetir!

Vamos con los ingredientes y preparación de la receta!

INGREDIENTES:
  • 4 lomos de bacalao frescos (o en su defecto congelados).
  • 4 patatas grandes.
  • 1 cebolla.
  • 2 dientes de ajo.
  • 1 huevo.
  • Perejil fresco.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.
  • Pimienta negra.

PREPARACIÓN:

1.
Pelamos y cortamos la cebolla a cuadraditos y la ponemos a dorar en una
sartén con aceite de oliva virgen extra.
2.
Cuando esté lista le añadimos las patatas previamente peladas y cortadas
a rodajas no muy grandes, bajamos el fuego para que la patata se haga
poco a poco y para que no se nos queme la cebolla y lo dejamos hasta
que veamos la patata tierna. Salpimentamos a nuestro gusto y le añadimos
perejil picado, removemos bien y reservamos.
3.
En otra sartén con abundante aceite freimos los ajos previamente pelados
hasta que los veamos doraditos. Retiramos los ajos y dejamos enfriar bien
el aceite reservándolo.
4. 
En un mortero machacamos bien los ajos y los reservamos.
5.
Una vez que el aceite de freir los ajos esté bien frío hacemos la muselina
de ajo, poniendo en el vaso de la batidora el huevo entero junto con todo
el aceite de freir los ajos, es muy importante que el aceite esté bien frío
pues si no corremos el riesgo de que al ponerlo en el vaso de la batidora
nos fría el huevo y por consiguiente no podamos hacer ya la muselina.
Ponemos el brazo de la batidora abajo del todo del vaso y sin moverlo
de abajo batimos hasta que veamos que empieza a espesar y coger cuerpo,
en ese momento ya podremos levantar el brazo de la batidora e ir añadiendo 
el aceite que se necesite hasta obtener la muselina que nos quede espesa
y que haya bastante cantidad como para cubrir los 4 lomos de bacalao.
En ese momento le añadiremos los ajos machacados del mortero y batimos
de nuevo para que los ajos se integren bien por toda la muselina.
6.
En una bandeja de horno donde nos quepan bien los 4 lomos ponemos
primero la cama de patas y cebolla por toda la bandeja, encima de ellas
los 4 lomos de bacalao (crudos), y encima de los lomos de bacalao los
cubrimos muy bien con la muselina de ajo hasta cubrirlos por completo.
7.
Metemos en el horno precalentado a 200º primero solo la parte de abajo
durante 10 minutos y luego con el gratinador encendido para que se nos
dore la muselina 5 minutos más. Es importante que el bacalao esté en su
punto, de ahí el poco tiempo de estar en el horno, no se tiene que hacer
demasiado porque en ese caso nos quedará demasiado hecho y reseco y
al contrario el pescado siempre tiene que quedar en su punto para que esté
jugoso en vez de seco. Servir y comer recién hecho, una delicia!


Hasta la próxima!
 
Firma